Algunas personas miran al mundo y dicen: ¿Por qué? Otras, miramos al mundo y decimos: ¿Por qué no?

domingo, 19 de mayo de 2013

18 de octubre de 2012

Castilla-León – Valladolid – C.P. Villanubla


L.L.J., que se encontraba presa en la cárcel de Villanubla, en Valladolid, tras haber entrado voluntariamente , el 17 de octubre, para cumplir una pena de 68 días al no poder prestar trabajos en beneficio de la comunidad, pues tiene diagnosticada una “cefalea con migrañas nerviosa” que le impide trabajar denunció haber sido agredida por funcionarios de la cárcel.

Según su denuncia, al día siguiente de ingresar en la prisión, antes de la cena, acudió a la enfermería pues tenía dolor en el pecho. En la enfermería la recetaros ibuprofeno, pero al ser alérgica a los aines, no podía tomarlo y así lo comunicó a la sanitaria. Esta le manifestó que si no lo tomaba iba a llamar al jefe de servicios y así lo hizo.

El jefe de servicios la sacó de la enfermería, acompañado de una funcionaria y un funcionario, y la trasladaron a una celda de castigo. Durante el trayecto, el jefe de servicio la cogió del pelo y daba tirones, golpeándole la cabeza contra la pared.

Una vez en la celda de castigo, fue nuevamente agredida e insultada por el jefe de servicios.


Cuando finalizó esta agresión, la funcionaria que los acompañaba se limitó a decir “pero si sólo han sido dos caricias” y, a continuación, la obligo a desnudarse sin tener autorización ni motivación para ello.

Las agresiones y vejaciones finalizaron cuando el otro funcionario varón pidió al jefe de servicios que cesaran en su actitud.

1 comentario:

  1. Esa versión de la presa no se la cree nadie.

    ResponderEliminar